Cuando abras el paracaídas (José A. Gomez Iglesias)

Cuando abras el paracaídas

 

 

Llegó ese punto donde tenías que decidir entre huir y quedarte para siempre y sabías perfectamente qué hacer, pero hiciste lo contrario.

Y es que algunas veces todo depende de ese “Quédate” que se nos queda atascado en la garganta.
La felicidad está en saber que nadie es de nadie, pero hay que disfrutar cada segundo con quién te hace sonreír.
A ti te lo escribiría todo, pero me dejaste sin palabras.

 

Más libros de poesía recomendados del autor José A. Gomez Iglesias:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*